Usamos cookies propias y de terceros para mostrar información personalizada, y por motivos estadísticos. Si continúas navegando consideramos que aceptas el uso de cookies. OK Más información

La persona más joven del Reino Unido en someterse a una operación de cambio de sexo quiere revertir el tratamiento. Ha intentado suicidarse dos veces y asegura que ya no quiere ser mujer.

Al nacer lo bautizaron Bradley. Aunque lucía como un hombre, se sentía atrapado en un cuerpo extraño, creía que era una mujer. A los 12 años empezó a usar la ropa de su mamá y a disfrazarse de niña y a los 15, le pidió ayuda a los médicos para cambiarse de sexo. A los 17 lo logró.

Ria Cooper, como se llama actualmente, apareció en los principales periódicos del mundo: se convirtió en la persona más joven del Reino Unido en cambiarse de sexo.

Sin embargo, las cosas no salieron de acuerdo a lo planeado. Aunque Cooper se sometió a una evaluación psicológica antes de iniciar la terapia de cambio de sexo, su nueva condición de mujer tampoco le garantizó la felicidad.

Las inyecciones de hormonas le provocaron cambios drásticos de ánimo y un deseo sexual alto que no lograba satisfacer. No pudo encontrar pareja, intentó suicidarse dos veces y terminó en la prostitución.

“La noche en que me quise cortar las venas bebí una botella de Jack Daniels pensando cuán sola me sentía y cómo mi decisión me había alejado de mi familia, por lo que tendría que volver a ser un varón para resolverlo”, le dijo Ria al Daily Mail.

Cooper canceló la operación de cambio de sexo completo que estaba programada para enero y dejó la terapia de hormonas femeninas que le hizo crecer los senos. Hoy está sumida en una depresión profunda, no tiene trabajo y duerme en el sótano de unos amigos.

Por eso, desea convertirse nuevamente en hombre. Cree que si vuelve a lucir barba y pantalones tendrá mejor suerte en el amor y que si deshace su cambio, su familia la aceptará nuevamente.

“No quiero vivir en aislamiento, lejos de todos los que amo. Esta es la única manera de avanzar. Solo quiero ser feliz y esta es mi última oportunidad”, le dijo al diario británico.

Los sueños de Cooper han cambiado y ya no anhela ser madre y esposa. Hoy quiere unirse al ejército, tener una carrera en las fuerzas armadas y volver a llamarse Bradley.

Enviado por ketorock (Fuente: Semana.com).

  
    
  
    
  
    
  
    
  
    
  
    
  
    
  
    
Una mujer descubre la infidelidad de su marido por un radar.

La esposa recibió la multa en su domicilio y comenzó inmediatamente los trámites de divorcio. El marido asegura que la imagen es un fotomontaje realizado por el departamento de Tráfico de China y que es inocente. Anunció que por este motivo, iniciará acciones legales.

Excusas de mierda onfayer…

Noticia enviada por Koso (Fuente).

Una mujer descubre la infidelidad de su marido por un radar.

La esposa recibió la multa en su domicilio y comenzó inmediatamente los trámites de divorcio. El marido asegura que la imagen es un fotomontaje realizado por el departamento de Tráfico de China y que es inocente. Anunció que por este motivo, iniciará acciones legales.

Excusas de mierda onfayer…

Noticia enviada por Koso (Fuente).

  
    

2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 ...22