Usamos cookies propias y de terceros para mostrar información personalizada, y por motivos estadísticos. Si continúas navegando consideramos que aceptas el uso de cookies. OK Más información
RMMBR: A ver quién le dice que no…

RMMBR: A ver quién le dice que no…

  
    
Lógica gatuna.
Curiosamente es de la misma marca que el que tengo para Salem en casa, y puedo afirmar que él lo utiliza mucho, tanto para echarse siestas, jugar o rascar, incluso para cosas para lo que no debería usarlo…
De hecho Salem contradice la mayoría de los tópicos gatunos:
Es muy sociable.
Se alegra cuando llegas a casa.
Es muy cariñoso, y no solo cuando tiene hambre.
Nunca se mea fuera.
Nunca vomita.
No araña los sofás ni los muebles.
Duerme pegado a mí.
No me mira cuando me la casco.
Y además, sabe abrir puertas cerradas perfectamente, y cada vez mejor…

Lógica gatuna.

Curiosamente es de la misma marca que el que tengo para Salem en casa, y puedo afirmar que él lo utiliza mucho, tanto para echarse siestas, jugar o rascar, incluso para cosas para lo que no debería usarlo…

De hecho Salem contradice la mayoría de los tópicos gatunos:

  • Es muy sociable.
  • Se alegra cuando llegas a casa.
  • Es muy cariñoso, y no solo cuando tiene hambre.
  • Nunca se mea fuera.
  • Nunca vomita.
  • No araña los sofás ni los muebles.
  • Duerme pegado a mí.
  • No me mira cuando me la casco.
  • Y además, sabe abrir puertas cerradas perfectamente, y cada vez mejor…
  
    
  
    
Lógica femenina.
¿A alguna chica se le ocurre cómo contraatacar con un “lógica masculina”?

Lógica femenina.

¿A alguna chica se le ocurre cómo contraatacar con un “lógica masculina”?

  
    
Lógica de aeropuerto.

Lógica de aeropuerto.

  
    
Lógica GTA.

Lógica GTA.

  
    
La lógica de los humanos.
Llegamos a extremos muy absurdos. El último gimnasio al que me apunté (y del que fui accionista más que usuario, you know…) estaba dentro de un centro comercial, y para llegar al gimnasio tenías que subir dos plantas… era ver a alguien coger el ascensor para ir al gimnasio y provocarme ataque de fimosis.

La lógica de los humanos.

Llegamos a extremos muy absurdos. El último gimnasio al que me apunté (y del que fui accionista más que usuario, you know…) estaba dentro de un centro comercial, y para llegar al gimnasio tenías que subir dos plantas… era ver a alguien coger el ascensor para ir al gimnasio y provocarme ataque de fimosis.

  
    

Lógica GTA.

  
    
  
    
  
    

1 2 ...2