La historia se repite.

Enviado por Stones.

Por cierto… Un rayo golpeó la Basílica de San Pedro el día en que renunció el Papa… a partir de hoy soy creyente, es una prueba irrefutable.

Y yo me pregunto… si digo “que me parta un rayo si dios no existe” y me parte un rayo… ¿qué pasa?.