"¡Que soy compañero coño!"

No hacen falta palabras.

Extra: Consejo para los “compañeros” infiltrados: Agarrar rápido la placa que lleváis colgada del cuello antes de que os reduzcan, que los UIP son muchos y de cara no os conocen a todos:

Extra: Un pequeño toque de humor si me lo permitís:

Once antidisturbios logran hacer frente al estornudo de un joven

AMENAZABA CON MANCHAR DE MOCOS LA CONSTITUCIÓN.