Anónimo pregunta:

¿Cómo me deshago del cadáver de mi compañero sin ser descubierto? Ya he probado disfrazandolo de payaso y pintandole una sonrisa pero los vecinos empiezan a sospechar...

Respuesta: 

Te respondo: Hay una estrategia que nunca falla. Cuando haya una reunión de vecinos y estén todos haciendo un círculo en plena confrontación dialéctica, te pones detrás del grupo agazapado, y gritas: "¡sois todos unos gilipollas!".

Antes de que puedan girarse tiras el cadáver a la mitad del círculo y te piras. Los vecinos lo harán desaparecer, seguramente se lo coman.